Perú, Líneas de Nazca

Etapa 3
Cuando volvimos de las Islas Ballestas nos estaba esperando un guía que nos tenia que llevar hacia Nazca. El camino desde Paracas hasta Nazca es bastante largo. Decidimos contratar un transporte privado ya que las comunicaciones en estas zonas son complicadas y para moverte de un lugar a otro pierdes mucho tiempo.
La primera parada la hicimos a Huacachina.
Huacachina es un oasis, un charco verde rodeado por dunas de arena de más de 100 metros de altura. Un sitio agradable para descansar unas horas en el desierto.


Después de una rápida vuelta nos encaminamos hacia el cementerio de Chauchilla. Realmente no me pareció muy interesante.


Desde aquí y después de muchas horas de coche recorriendo un desierto donde no había absolutamente nada ni nadie por quilómetros y quilómetros, llegamos por fin a Nazca.

Después de encontrar un hotel, no había mucho donde buscar, comimos y descansamos.

Del hotel diría sólo que era muy cutre e incómodo. Tenía un pasillo larguísimo de moqueta roja. Pasamos una noche bastante mala.

Nasca o Nazca, es una ciudad ubicada en la región centro-sur del Perú, capital de la Provincia de Nazca. La ciudad es pequeña pero muy activa. Desde primeras horas de la mañana (5:00/5:30 am) este poblado se enciende de vida. El tráfico de turistas es muy intenso, todos preparándose para la gran experiencia de volar por encima de las increíbles y famosas Líneas de Nazca.


Es una ciudad donde el turista no se suele quedar y si lo hace no lo hace más de un día. A poca distancia de la pequeña ciudad está el aeropuerto de Nazca.

A las 6:45 de la mañana, nos recogen para llevarnos al aeropuerto desde donde los pequeños aviones, de no más de cinco plazas, salen para sobrevolar las Líneas de Nazca.


Estos aviones suelen sobrevolar las líneas a una altura aproximada de 120 metros de altura.
Las Líneas de Nazca son lo que queda de una antigua cultura que desapareció y nos dejó, entre otras cosas, dibujos que sólo pueden ser vistos desde el cielo.

Realmente la experiencia de reconocer entre miles de líneas sobrepuestas los dibujos de la antigua cultura nazca es una experiencia divertida y muchas veces complicada.

Estas líneas se descubrieron en la década del 1920. Hasta el momento no se sabe porqué los antiguos habitante de la zona nazca hicieron estos dibujos.


Estas “líneas” están escavadas en el suelo desértico de nazca a una profundidad de cerca 20-30 cm. Para hacerlo los Nazcas tuvieron que apartar, según un plan bien establecido, las piedras más oscuras descubriendo las más claras. Es impresionante como caminando en medio de estas figuras es imposible reconocer sus dibujos.Se pueden ver sólo desde el aire.


Las figuras más famosas son: La Ballena, El Astronauta, El Perro, El Cóndor, La Araña, El Alcatraz, Las Manos y El Árbol, aunque hay muchas más.

El sobrevuelo fue genial, duró poco más de 30 minutos.
Después volvimos a Nazca y nos prepararnos para coger el autobús hacia Arequipa.

Una cosa curiosa de Nazca es que no venden bocadillos. Tuvimos que hacernos nosotros mismos uno en una panadería. La señora nos prestó un cuchillo. Nazca es una ciudad loca, pero se le coge cariño.


No hay comentarios:

Publicar un comentario